Mis tips de ahorro viajero ( y en qué no me importa gastar un poco más)

Viajar durante tanto tiempo, sin trabajar durante varios meses hace que me las tenga que ingeniar para estirar el presupuesto lo màs posible. Hay muchisimas maneras de ahorrar viajando, pero estas son las que mas me ayudan a seguir con esta “vida nómade”.

.

Trabajo en hostels a cambio acomodación

Descubrí los beneficios de  esto en Nueva Zelanda. Mi primera experiencia surgió después de que traté de alargar todo lo que pude la temporada de kiwis , pero igualmente me quedaron 2 semanas de vacaciones entre ese y el próximo trabajo y no quería gastar plata (Nueva Zelanda tiene la virtud de gastarte gran parte de tus ahorros cuando te dedicas a ser turista). Mandé mails a todos los hostels que encontré en las ciudades que me interesaban, y me quedaban camino a mi próximo trabajo. Conseguí trabajo en Rotorua, en un hostel super lindo, limpiando 16 hs por semana. Estuvo muy bien como primera experiencia.
Mi segunda experiencia fue también en Nueva Zelanda, esta vez en Auckland, y fue una de las mejores , y de las que me llevé los muy buenos recuerdos y amigos 🙂 . Había salido huyendo de un pueblito en medio de la nada donde estaba trabajando y necesitaba hacer tiempo durante 3 semanas hasta viajar al sudeste asiático. Y sobre todo, necesitaba una ciudad. El trato era limpiar 20 hs por semana a cambio de dormir en una habitación sin ventanas, compartida con 7 chicas más, una de las cuales solo salía de noche y durante el día se dedicaba a toser adentro del cuarto. Y mi jefa filipina de 1,40m  me hacia bullying por mi forma de  pasar la aspiradora. A pesar de eso, una de mis mejores experiencias en hostels.
A mí me gusta despedirme de todo, acá saludando a los tachos de basura
Foto en la recepción el día de mi despedida (falta gente que se fue a dormir antes de la sesión de fotos)
Al año siguiente trabajé algunas semanas durante el verano en el norte de Nueva Zelanda, en Paihia ,a dos cuadras de la playa 1 hora y media por dia lavando y doblando sábanas (la mejor experiencia en cuanto a las horas de laburo sin duda).
Luego vino otra experiencia estrella, trabajar a cambio de acomodación en Tokio. Acá limpiaba 20 horas por semana , pero hay que aclarar que limpiar en Japón no es lo mismo que limpiar en otras partes del mundo,  en Japón es genial porque todo es muy limpio. Algo que estaba buenísimo también es que no vivía en el mismo hostel, sino en un edificio a un par de cuadras que era solo para staff y en el que compartía habitación solo con mi amiga, un lujo! Otra cosa que hizo de esta una experiencia diferente, fue que el hostel había sido un albergue transitorio antes, por lo que las piezas eran super bizarras, espejos en el techo, estatuas y pinturas alusivas y demás. Fotos abajo 🙂 Ahi estuve un mes, porque ya tenía el viaje planeado y realmente me arrepentí porque la pasé muy bien y quedé enamorada de Tokio y de su gente.
Foto con uno de los dibujos del ex telo
¿Por qué necesitaba barbijo para limpiar? No necesitaba, me lo puse para la foto
Luego de esa (previo viaje por Asia , Australia y vuelta a casa por unos meses) , viene otra experiencia genial, y de la que también me llevé muy buenos amigos. Tengo mis razones para no especificar el destino, sólo diré que es mi capital preferida de Europa, y que a sus habitantes les gusta tomar el té a las 5 de la tarde. Este fue mi primer trabajo como recepcionista (a pesar de que en mi cv decía que había tenido 3 más) , tenía acomodación y además me pagaban. La experiencia fue genial, el trabajo en recepción me pareció súper divertido, y a partir de ahí decidí que esa iba a ser mi ocupación viajera . Además, trabajaba 3 turnos de 12 horas por semana y tenía 4 días libres. Y como si fuera poco, había varios huéspedes que trabajaban en restaurantes y a la noche traían lo que les sobraba, por lo que casi todas las noches teníamos sushi, sandwichs gourmet , entre otras cosas.
A la mayoría de estos trabajos los conseguí haciendo listas de los hostels en cada ciudad y mandando mails, generalmente nunca falla esa opción, así que es mi preferida. También un par de veces usé worldpackers y workaway.
.

Viajar sólo con equipaje de mano

Esto ya es casi un tema personal, no puedo pagar por despachar equipaje, siento que me están estafando, me parece ridículo pagar más por el equipaje que por el pasaje en sí. Cuando empecé a viajar tenía una mochila para viajes cortos de 26 litros, y me sentía una genia viajando con esa mochilita en la que no entraba nada y que me llevaba a llenarme de bolsas, bolsitos y demás apenas llegaba a destino. Este año, decidí animarme a más y me compré una de 50 litros, y descubrí que también puede pasar como equipaje de mano!
De todas las veces que volé NUNCA me midieron las dimensiones de la mochila (que demás esta decir que no cumple los requisitos de ninguna aerolinea), pero si me la han pesado. Como lo que tengo adentro de la mochila no justifica lo que sale la multa, sé que jamás voy a pagar por despacharla en el aeropuerto. Me pasó que me la pesaron y se excedía en 5 kg, me las arreglé para tirar algunas cosas (una bolsa de piedras recogidas en las playas de Grecia por ejemplo) y ponerme bastante más ropa, y pasé sin problemas.
Hablando con otro ratpacker como yo, me comentó que lo que él hace es buscar en el piso del aeropuerto etiquetas que digan “equipaje de mano aprobado”, y ponerlas en su mochila, entonces nadie va a decirnos nada porque supuestamente otro empleado de la aerolínea ya hizo la revisión. No lo probé todavía pero me pareció una idea genial.

Viajar por tierra 

Los vuelos baratos , sobre todo en Europa son super tentadores, por ejemplo he viajado de Toulouse a Madrid por 8 euros, ese fue mi record! En casos de distancias más largas generalmente sí son la mejor opción, pero si que el precio es parecido hay muchos costos y molestias que tenemos por viajar en avión y que no los tenemos viajando en bus.
La primera, claramente es el equipaje!!! Cuando viajo en avión, y por mi obsesión de no pagar por el equipaje, tengo que dedicarle un montón de tiempo a la logística de armar la mochila, reducir los envases de líquidos, viajar con borcegos y campera en verano y aparentar que estoy leyendo 3 libros al mismo tiempo para poder tenerlos a todos en la mano.
Otro tema es el aerobus, ese bus por el que a veces pagas más que por el vuelo en sí mismo (una vez pague 20 euros por un pasaje ida y vuelta de Paris a Dublín, y 36 por ir y volver al aeropuerto de Paris, tristísimo). Si viajás por tierra el bus casi siempre te deja cerca del centro, por lo que podés caminar o tomar transporte publico sin problemas.
Y en cuanto a molestias, es super cansador tener que estar tantas horas antes en el aeropuerto, sin contar las demoras y cancelaciones en los vuelos . Por todo eso, vivan los buses!!
Por tierra incluye también tren por supuesto, pero en Europa generalmente son bastante más caros que los buses, sobre todo si no se compran con mucha anticipación.Todo lo contrario pasa en lugares como Rusia o China, en el que viajar en micros de larga distancia es una de las peores experiencias que he tenido.

Las compras con descuento en el super, y los negocios de segunda mano

ADVERTENCIA: la compra de artículos de panadería bajo esta modalidad puede resultar en el aumento de 5kg o más.
Por compras con descuento me refiero a los famosos “reduced” de Nueva Zelanda y Australia, esos productos con etiqueta amarilla o naranja que nos llenan el alma, ya que al estar muy cerca de su fecha de vencimiento tienen un precio muy bajo. Para encontrarlos hay que ir al super en una hora cercana al cierre. En Europa también se usa esta modalidad,  particularmente las mejores cosas las vi en Londres.
En cuanto a los negocios de segunda mano (Cruz Roja, Salvation Army ), no sé cuanto tiempo de los últimos años me la he pasado revolviendo en busca de tesoros, me parece un super plan cada vez que voy a un lugar nuevo (Encontré reliquias como un llavero de Argentina ’78 en un puesto de Dinamarca). Además muchas veces se encuentran cosas de buenas marcas y en perfecto estado, por lo que son una mejor alternativa comparada con cosas nuevas pero de mala calidad (Primark es un claro ejemplo). En mi caso, yo tengo obsesión por los libros de frases en distintos idiomas (como los phrasebooks de lonely planet),  y cuando digo idiomas me refiero a que tengo por ejemplo de Checo-Inglés o de Chino-Francés, me encantan!!
Pollo ya condimentado y cortado listo para poner al horno por 3 dólares australianos
Biblioteca/ repisa armada luego de ir a un par de veces al Salvation Army en Hastings,Nueva Zelanda

En qué no me importa gastar un poco más

Café: valoro demasiado sentarme en un lindo bar a tomar un café, no me importa si lo pago igual que la noche del hostel, como por ejemplo en Polonia o Rusia.
Pasajes a Argentina: Bueno  a esto prácticamente no puedo ponerle valor monetario. Cuando llega ese momento en que siento que es momento de volverme a Argentina no pienso demasiado en el precio.
Productos y tratamientos que prometen mejorarme el pelo: bueno no quiero explayarme en eso, solo mandarle saludos a la madre de la que me hizo el alisado definitivo en Estambul, y a la hermana de la que me hizo los reflejos en Nueva Zelanda 🙂 .
Seguro de viaje:  Por suerte nunca tuve que usar un seguro de viaje, pero a la vez siempre tuve uno vigente. No considero que valga la pena el riesgo, imaginen si tenemos un accidente o algo (no hablo necesariamente de algo grave), se puede llegar a gastar mucho más de lo que tenemos en médicos, para mí es un gasto que no debería nunca ponerse en duda (a menos que necesitemos esa plata para un alisado definitivo 😮 )
Habitaciones privadas en países baratos: me encanta(ba)n los hostels, pero cada vez valoro más mi privacidad o tranquilidad, por eso en lugares en los que el alojamiento es barato, como por ejemplo en Rusia o en el sudeste asiático, trato de darme el gusto de tener un cuarto para mí.
Ahora me cuentan ustedes cuáles son sus ratatips? 🙂

4 opiniones en “Mis tips de ahorro viajero ( y en qué no me importa gastar un poco más)”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *